Infobaja

Que defina el Congreso Fideicomiso Empresarial, dice Bonfante

Por Israel Ibarra
 
 

El nuevo secretario de Desarrollo Económico de Baja California, Carlo Bonfante Olache, quien como empresario defendía el incremento al Fideicomiso Empresarial del 5 al 30%, ahora como funcionario sostiene que es un tema que deberá definir el Congreso local.

Entrevista por El Informador de BC, el ex presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Mexicali, dijo que ellos –como Gobierno-, no van a defender o atacar las modificaciones al Fideicomiso Empresarial (Fidem).

A pesar de que la modificación afectaría que llegaran más recursos al sector de donde proviene que paga el Impuesto sobre Remuneraciones al Trabajo Personal, sólo respondió que en la Secretaría de Desarrollo Económico no “están en esa cuestión”, es responsabilidad de los diputados.

La postura del actual Gobierno, dijo, es que no debe haber un topo y que depende del tipo de proyectos deberá ser el monto del dinero a destinar al Fidem.

De acuerdo al portal BCFiscal el conocido como Impuesto Sobre Nómina tiene por objeto la realización de pago de sueldos por parte de un patrón, con ciertas excepciones como lo son las actividades de exportación de bienes o servicios y operaciones de maquila con algunas salvedades.

Para calcular dicho impuesto, se toma como base el monto total de los pagos que se deriven de la prestación de servicios subordinados mensualmente, siempre y cuando cuenten con más de 25 empleados; para los patrones que cuenten con 25 y menos empleados presentarán su declaración de manera trimestral.

A la cantidad obtenida se multiplicará por el 1.80% de conformidad con la Ley de Ingresos del Estado.

Son sujetos de este impuesto todas las personas físicas y morales a quienes se les presten servicios personales subordinados dentro del Estado. No se consideran para dicha base las remuneraciones por concepto de previsión social, las participaciones de los trabajadores en las utilidades de la empresa, ni las indemnizaciones por la terminación de la relación laboral.

De acuerdo a lo señalado por Bonfante Olache el impuesto genera una bolsa anual de mil 200 millones de pesos en bruto, de eso se le entrega al Fidem para su administración, el equivalente al 5%, que representa unos 53 millones de pesos que se distribuyen en los 5 municipios.

De acuerdo al Periódico Oficial del 05 de julio de 2013 en la página 21 se aprobó la reforma al artículo 151-16 de la Ley de Hacienda del Estado de Baja California, para quedar:

De los ingresos totales que se obtengan por concepto de recaudación de este impuesto, se destinará cuando menos el 30% al Fideicomiso Empresarial del Estado, el cual tendrá cómo obligaciones:

Destinar el 10% a los siguientes objetivos: a) Apoyar la seguridad pública en el Estado; b) Fomentar la participación social en la educación y; c) Fortalecer las Comisiones y los Consejos de Desarrollo Económico.

Destinar el 20% restante a los siguientes objetivos: a) Fortalecer la política de desarrollo empresarial del Estado de Baja California, consensuada entre los sectores productivo, educativo y gubernamental; b) Impulsar las vocaciones productivas de la entidad; y c) Mejorar la competitividad del Estado y las condiciones en las que se desarrollan las actividades productivas acordes a nuestra realidad fronteriza.

La reforma aprobada por la anterior Legislatura de mayoría priista en medio de la campaña por la gubernatura entra en vigencia a partir de enero de 2014, pero Bonfante Olache ratificó que antes de salir el gobierno de José Guadalupe Osuna Millán metió la iniciativa al Congreso del Estado para echar atrás la propuesta, entonces eso se tendría que discutir en el Congreso y cambiarse en el caso de que los diputados decidan modificar el porcentaje, agregó sin tomar posición.